Nikolic NYRB

El Fire viene de atrás y rescata empate a un gol ante Red Bulls

El regreso del Chicago Fire al Toyota Park no fue garantía de buenos resultados y apenas pudieron rescatar un empate a un gol ante el equipo de los Red Bulls de Nueva York la tarde del sábado.

El encuentro estuvo lejos de arrancar como los hombres de rojo hubieran deseado. Apenas al minuto ocho el visitante abrió el marcador para imponer el ritmo del encuentro. Fidel Escobar envió un trazo a la izquierda desde donde Sacha Kljestan retrasó de cabeza al centro del área de Chicago donde Bradley Wright-Phillips ingresó a las espaldas de la defensa para puntear el balón a la red.

El equipo de Chicago debió jugar sin Bastian Schweinsteiger, quien debido a una molestia en un muslo, debió se perdió el partido después de ser el héroe la semana anterior. Quienes volvieron a la alineación titularon fueron Matt Polster y Brandon Vincent, los laterales volvieron a ser de los más activos en busca de llegar al área rival con dosis de peligro.

Con el gol, los Red Bulls empezaron a manejar el balón. A pesar de que Chicago parecía tener la posesión, la presión que el visitante ejerció desde la salida de los hombres de rojo, producía entregas de balón equivocadas que ellos a la vez aprovechaban para ir con dirección a la portería rival con más peligro. Con el parcial a favor de New York se fueron al descanso.

Los primeros minutos del complemento fueron de más garra e iniciativa para el Fire, sin embargo, poco podían hacer buscando el empate. Aun así, al minuto 66 una jugada por parte de Michael de Leeuw permitió a Nemanja Nikolic conseguir el gol del empate. El holandés mostrando un nivel superior de técnica, salvó un balón que parecía iba a salir del terreno de juego. No solo eso, de primera la envió hacia atrás y al corazón del área donde ingresaba Nikolic para de cabeza enviar el balón a la red. Con ese gol, Nikolic se reencontró con el gol después de nueve partidos sin anotar.

Los últimos minutos fueron particularmente difíciles para los hombres de rojo que por largos trayectos debieron defender con diez hombres, dejando a Nikolic como única opción buscando un contragolpe. Sin embargo, el marcador no se movió y el empate a un gol decretó la repartición de puntos. Chicago llega a 45 puntos, mientras los Red Bulls ahora suman 41 unidades, ambos equipos se encuentran en zona de clasificación.

“Quiero ganar, quiero llevar a este equipo a la liguilla y seguir empujando al equipo al igual que los muchachos hicieron hoy”, dijo Veljko Paunovic tras el partido que pareció vivir de manera más intensa que lo habitual.

Sobre el resultado, de manera tajante el adiestrador aseguró ser un buen resultado dado el rival. “Este es un buen punto, jugando ante uno de los mejores equipos en la liga, con mucha experiencia, muchos recursos. Ellos fueron a empujar y nosotros hicimos lo mismo. Un punto en este partido es muy bueno y puede ser un punto decisivo en la liguilla”.

Michael de Leeuw tuvo un resumen algo distinto al de su entrenador al decir, “Creo que al final nosotros salimos ganadores porque si bien creo que pudimos ganar el partido, al final ellos presionaron más, por ello el resultado es un buen resultado y un buen punto”.

El holandés reconoció el equipo sabia este partido no es uno que podían perder. “Fue un partido difícil, tal como lo esperábamos y uno que sabíamos no podíamos perder porque con un encuentro menos que nosotros ellos podían ponerse arriba en la tabla y no es algo que podíamos permitir”.

El portero Matt Lampson dijo el resultado es bueno por la manera en que arrancó el partido. “Creo que es un resultado. Claro que siempre quieres ganar en casa pero después de conceder el gol primero y temprano en el partido. No nos ha ido muy bien cuando nos anotan primero, así que rescatar un punto creo es un buen resultado”.

El próximo sábado Chicago recibe la visita del DC United, actual ocupante del último lugar de la Conferencia Este.

 

Topics: