Michael de Leeuw

Chicago Fire vuelve para defender su casa

Disputar cuatro partidos en un periodo de once días es el próximo reto para el Chicago Fire que regresa a casa después de sufrir otra derrota fuera del Toyota Park. Por ahora el Fire se mantiene hundido en el último puesto de la Conferencia Este con sus apenas 14 puntos en ya 16 partidos disputados. El pasado sábado, los hombres de rojo cayeron por la mínima diferencia en su visita al Toronto FC, por lo que el regreso a casa les permite aspirar a volver a la senda del triunfo ante su afición.

El Fire regresa al Toyota Park para recibir la visita del Sporting Kansas City este miércoles para enfrentar un encuentro pactado para las 7:30 p.m. Inmediatamente después vuelven a viajar pues tan pronto como el próximo sábado, deberán medirse a un segundo equipo de la Conferencia Oeste de manera consecutiva, el FC Dallas. Ese partido se disputará a las 8:00p.m.

Después del encuentro del pasado sábado en que el equipo dirigido por Veljko Paunovic no pudo sacar un buen resultado ante un disminuido equipo de Toronto, regresaron a la Ciudad de los Vientos. Vuelven en busca de respuestas y soluciones para empezar a sumar puntos y conseguir un repunte que les permita abandonar el sótano de su grupo en la segunda mitad de la temporada.

A pesar de los resultados, el cuadro rojo mantiene el optimismo y el entrenador asegura el equipo sigue aprendiendo de cada compromiso, esto independientemente del resultado. “De cada partido aprendemos”, dijo Paunovic durante su habitual teleconferencia semanal en la que atiende a los medios. “Ganemos, empatemos o perdamos, de cada partido aprendemos y vemos los aspectos en los que hay que mejorar para lograr ser lo que deseamos, ser un equipo ganador. Aprendemos, entendemos, realizamos ajustes y trabajamos arduamente para mejorar. Esa es la única manera de mejorar y ver hacia adelante”.

El optimismo que intenta imprimir al cuadro rojo no evitan que Paunovic reconozca los resultados les tienen lejos de estar satisfechos. “Nadie queda satisfecho con las derrotas, nadie está contento de estar en el último puesto del grupo. Hay que seguir trabajando, mantenernos positivos, y mantener el espirito que tuvimos hace unos días cuando ganamos dos partidos seguidos”

Sobre el próximo partido en puerta, el adiestrador ver a Kansas City como un rival compacto y anticipa será un encuentro difícil. “Ahora nos enfocamos en nuestro próximo partido que será contra Kansas City, un muy buen equipo”, dijo Paunovic quien agrego, “es un equipo que cuenta con un buen cuerpo técnico, que ha tenido buenas actuaciones en temporadas recientes. Creemos que será un partido muy difícil”.

Demostrando estar al tanto de los resultados recientes del rival, el estratega advierte, “vienen de ganar en su reciente compromiso ante un rival difícil y líder actual de nuestro grupo (el New York City FC). Eso nos deja claro cuan competitivo son y que será un partido difícil. Nuestro enfoque por ahora está centrado en ese partido”.

Si bien su enfoque esta puesto en el encuentro de mañana miércoles, hay otro aspecto que el entrenador no descuida, la carga de trabajo que cuatro partidos en once días pueda generar a sus jugadores. “Estamos trabajando en su recuperación y acondicionamiento para encarar cada partido sabiendo que hay que buscar los resultados, especialmente en los partidos que disputamos en casa”.

Hablando de jugar en casa, Chicago por ahora cuenta con una racha de seis partidos consecutivos sin perder. Esta racha abarca la competencia de liga y encuentros correspondientes a la Copa Abierta. Eso es una de las fuentes de confianza para el Fire que además cuenta con una marca de 25 victorias, 14 derrotas y 11 empates ante Kansas City y mejor aún, un marca de 17 victorias por cuatro derrotas y dos empates en encuentros disputados en condición de local. Veremos si el Fire logra ampliar la ventaja en la serie y mejor aún, vuelven a sacar ventaja de su condición de local.

Topics: