Chicago busca darle una mordida a la Gran Manzana

Este sábado el Chicago Fire viajará a Nueva York donde buscarán conseguir su primera victoria en lo que será su noveno partido de la temporada 2014.

El equipo de Chicago se ha convertido en su propio rival y prueba de ello son los recientes resultados. 

Dos de los últimos tres partidos se empataron a pesar de tener un penal a favor en los últimos minutos.  Los penales fallados prolongaron la racha de partidos sin ganar que el fin de semana pasado, se extendió contra los pronósticos y circunstancias del mismo partido.

El Fire recibió al Real Salt Lake y a pesar de lograr un doblete para ponerse arriba en el marcador e ir al descanso con el parcial a favor por 2-0, simplemente no supieron aguantar el marcador que al final culmino en la segunda derrota de la temporada para el equipo.  El Fire termino cayendo por 3-2 y más importante aún, con más interrogantes que antes.

Tras el partido ante RSL y pensando en el partido en puerta, el estratega Frank Yallop dejó entre ver que la idea de algunos cambios es más factible y casi necesario.  Las opciones están a disposición de Yallop y ante la falta de resultados favorables, cualquier cambio puede ser justificado.

Por lo pronto, para el duelo ante Nueva York el equipo podrá contar con Quincy Amarikwa, su líder de goleo y quien se perdió el partido del fin de semana anterior por estar suspendido.  A esa buena noticia se suma el hecho de que entrando al quite, Juan Luis Anangonó consiguió su segundo gol de la temporada.  De a poco, la ofensiva roja parece empezar a generar verdadero peligro para las zagas rivales. 

En la zona defensiva, donde los errores se han pagado demasiado caros, los cambios podrían ser inminentes.  Sobre los posibles cambios y como esto podría afectar a los jugadores, Jhon Kennedy Hurtado se limitó a decir el equipo está listo para acatar las órdenes del estratega.  “…cualquier decisión que tome (el estratega) hay que respetarla.  Nosotros sabemos que el trabajo del entrenador es buscar lo mejor para el equipo y si para ello tiene que hacer movimientos, hay que respetar.  Todos sabemos que no hay puesto seguro para nadie”.

Después de perderse algunos partidos debido a una lesión, el defensa veterano Gonzalo Segares podría reaparecer en el once titular del cuadro rojo.  El fin de semana anterior el tico estuvo entre los 18 convocados por el adiestrador.  Ante la enorme necesidad de una victoria, los cambios pueden ser tales que podrían sorprender al rival.

Mientras Chicago llega a la Gran Manzana después de sumar su segunda derrota de la temporada, el equipo de Nueva York espera el encuentro después de sacar una victoria por la mínima diferencia de su visita al FC Dallas.  Además de la peligrosidad que le conocemos al francés Thierry Henry, el equipo de Nueva York cuenta con Bradley Wright-Phillips quien en la joven temporada suma seis goles. 

El duelo del sábado enfrentara al ocupante del último lugar de la Conferencia Este, el Chicago Fire, contra el por ahora cuarto del mismo sector.  Nueva York suma 14 puntos mientras el Fire apenas contabiliza seis unidades.

¿Qué significaría una victoria para Chicago?

Según Hurtado

“Sabemos que es un rival difícil pero iremos conociendo sus virtudes y falencias.  Buscaremos aprovechar sus falencias y limitar lo que puedan hacer.  Estamos esperando ese partidos y conscientes de que será un duelo difícil, esperamos sacar la victoria y con ella empezar a remontar la situación en la que estamos ahora”.