Crónica: Fire 1 - 1 Union

El mexicano se estrenó con un gol en el empate 1-1 entre Chicago y Philadelphia


 Pavel Pardo hizo su primera presentación en la MLS este miércoles y debutó a lo grande con el Fire, anotando el gol del empate 1-1 de Chicago en casa frente al Philadelphia Union.

Fue el punto culminante de una gran noche para el mexicano, quien fue recibido como un auténtico ídolo en el Toyota Park por parte de una hinchada que festejó con todo la anotación de su flamante refuerzo al minuto 54.

Antes, Pardo ya había asumido su rol como líder en el medio campo de Chicago. Se le vio cómodo mientras repartía instrucciones a sus nuevos compañeros, incluyendo el también debutante Sebastián Grazzini.

Ya en el complemento, Pardo se mandó con frecuencia al frente de ataque, y en una de esas consiguió su primer gol portando la playera del Fire. El mexicano aprovechó un rechace dentro del área para cruzar el balón al rincón inferior izquierdo del arco de Faryd Mondragón, nada que hacer para evitar el gol en contra.

El héroe de Chicago se refirió a su primer partido en la MLS.

"Me siento bien, pensé que me iba a sentir peor, pero aguanté los 90 minutos como pude”,  bromeó una vez concluido el encuentro.

El mexicano, de muy buen humor, además expresó su felicidad por su anotación.

“Si, estoy contento por el gol pero no del totalmente porque hoy teníamos una oportunidad de ganar y no la pudimos aprovechar, y para ello no hay excusa”.

Aunque reconoció el mal sabor que deja no sumar los tres puntos, Pardo se mostró optimista al destacar la mejoría mostrada por el equipo con relación al encuentro de la fecha pasada ante Portland, duelo que el mismo presenció.

“Hoy tuvimos mejor posesión de pelota, yo vine al último partido que tuvieron acá con Portland y hoy generamos buenas jugadas de gol que no fueron producto de la casualidad. Por eso creo quedamos tranquilos por la forma en que su jugó, pero obviamente que esto hay que ganar”.

Aun cuando los números cosechados son muy pobres y una gran parte de la temporada del Fire ya quedó en la historia, Pardo le tiene fe al equipo. 

“Tenemos que jugar con tranquilidad... porque a veces esos factores juegan en tu contra al estar presionado por ganar, pero creo que hoy estamos más cerca de ganar que de perder”.

Sobre la relación con los compañeros en el campo, Pardo sabe que de a poco se entenderá mejor con ellos.

“Afortunadamente desde que llegué me he adaptado bien, no tengo problemas con el idioma y rápidamente voy conociendo a los jugadores,  y eso es importante”.

Ahora, Pardo piensa en el próximo partido de Chicago, que será el domingo en Vancouver. 

“Creo que estaré bien, afortunadamente tenemos todo para recuperarnos bien. Hay que comer bien, dormir bien y hacer la fisioterapia, así que la recuperación no debe ser un problema”.