La buena racha de Diego Cháves

Delantero charrúa del Fire habla de su gran presente en Chicago

Cuando el Chicago Fire anunció la contratación del delantero uruguayo Diego Cháves, pocos conocían del alcance, calidad y profesionalismo que este jugador podría traerle al equipo.

Sin embargo, en poco más de dos meses que Cháves lleva con el Fire, éste ha dado muestras de porque el cuadro necesitado de un artillero fue hasta Uruguay para conseguir a su refuerzo y que no es necesario una rimbombante fiesta de bienvenida cuando sus goles son su mejor carta de presentación.

Con apenas 25 años de edad, el ex Nacional de Uruguay llegó a Chicago para hacerse sentir, y en el vestidor del Fire es de los más solicitados mientras él dice sentirse contento con su adaptación al equipo y la liga.

“La verdad [mi adaptación] ha sido bastante rápida y fácil porque desde que llegué me han tratado bien todos tanto los jugadores como el cuerpo técnico y directiva”, dice el delantero.

Entre pretemporada y los primeros tres de cuatro partidos de liga disputados fuera de casa, Cháves dice aun no estar del todo instalado en Chicago.

“Me falta nada más instalarme en la ciudad pero con relación al equipo, cada día voy mejor”.

Al decir que el ex de Querétaro y Veracruz de la liga Mexicana es de los más solicitados, incluimos a los representantes de medios en ingles que de a poco han descubierto que Cháves es bilingüe.

“El inglés lo aprendí en la escuela en Argentina y por insistencia de mis padres quienes a pocos meses de haber nacido me llevaron a Buenos Aires donde trabajaban”.

Nacido en Uruguay y criado en el país vecino de Argentina, Diego Cháves tiene claro que a la hora de decidir por alguno de los dos países sin duda se decide por su país de cuna.

“Uruguay”, dice Cháves.

“Me es un poco complicado pero a la larga cuando hay que decidir, siempre será Uruguay”.

Cháves reconoce a Argentina le ligan recuerdos y bellos momentos.

“En Argentina viví lindos momentos y es donde me críe e inclusive es donde mi hermana nació pero cuando es de vida o muerte, no dudo”.

Hablando precisamente de la familia, el nuevo jugador del Fire asegura sentir a distancia el apoyo de la suya que siempre está al pendiente de él.

“Me siguen mucho y siempre están al pendiente de lo que acá ocurre con el equipo. Cada que jugamos llaman ya sea para apoyar y felicitarme cuando nos va bien o para dar ánimo cuando las cosas no se dan”.

Con tres goles en tres partidos, el joven delantero sigue dando motivos a su familia para felicitarle y espera mantener la racha.

“La buena racha es fruto del trabajo tanto individual como de grupo, siento el apoyo de todos”, dice el artillero quien agrega, “las rachas del delantero son importantes y cuando le llegan a uno no queda más que aprovecharlas y hacer de la mejor manera las cosas”.

Mientras la afición del cuadro rojo celebra las anotaciones del charrúa, este reconoce antes de decidirse por el Fire consideró otras ofertas de Latinoamérica.

“La verdad en su momento tuve algunas ofertas de Colombia y de Ecuador pero me decidí por la MLS porque deseaba probar acá pues además me gusta el país y deseaba cambiar de aires y que mejor que venir a esta liga donde hay varios jugadores de talla internacional”.

En apenas poco más de dos meses Diego Cháves dejó de ser el misterioso o desconocido refuerzo de Chicago para convertirse en el peligro latente de cualquier defensa rival.